Miembros del Comité Interreligioso por la Paz  (Comipaz)y autoridades del gobierno provincial plantarán mañana un olivo en el flamante Parque del Kempes. La ceremonia está prevista para las 10 y en su transcurso elevarán una plegaria por la paz desde el judaísmo, el cristianismo y el islamismo. Durante el acto será descubierta una placa, con la siguiente inscripción:  “Que este olivo ?símbolo del trabajo por el diálogo y la paz en Córdoba- extienda sus ramas al Medio Oriente y a todas las regiones del mundo que precisen Paz”. La entidad en la que confluyen representantes de distintos credos es el primer y único Comité Interreligioso formal en la Argentina y lleva 12 años de trayectoria ininterrumpida de actuación  en la provincia de Córdoba.

Sus miembros defienden como premisa importante “compartir la sabiduría de nuestras tradiciones y mostrar que la convivencia en la diversidad es un desafío posible”.

La decisión de la siembra del olivo en el nuevo Parque constituye un gesto imprescindible, en momentos especialmente convulsionados, de elogio de la paz y el diálogo como manera excluyente de resolución de los conflictos.

El olivo tiene un alto valor simbólico en la mayoría de las tradiciones religiosas  en las que se lo considera  ligado a la  prosperidad, la bendición divina, la  alegría y la paz.