El gobernador de la provincia de Córdoba, Juan Schiaretti, firmó un acuerdo con autoridades de la empresa Fiat Chrysler Automóviles (FCA), que prevé una serie de contribuciones y aportes del Estado provincial, en el marco de la inversión de USD 500 millones que la compañía anunció durante la jornada de hoy.

El convenio implica una serie de beneficios que se contemplan en el marco de la Ley de Promoción industrial que, tal como indicó el ministro de Industria, Comercio y Minería, Roberto Avalle, contiene una exención de tributos provinciales por diez años y una quita en el precio de la energía del 25 por ciento, siempre que los valores excedan el promedio de consumo de los últimos 3 años.

Además, el aporte provincial se traduce en una inversión de 6 millones de pesos destinada a la capacitación para el personal que tendrá dominio de la nueva tecnología incorporada y que se dictará durante los próximos 14 meses.

Para el normal ingreso de las materias primas y el egreso de los productos terminados, se ejecutará una obra de acceso a la avenida Circunvalación que demandará una inversión del tesoro provincial de 9 millones de pesos.

A nivel empleo, el ministro Avalle informó que la inversión consolidará los puestos existentes en la planta y que, a la vez, “tendrá un impacto positivo en el sector autopartista donde se espera la incorporación de alrededor de 1500 puestos de trabajo”.

Así, el convenio contempla varios ítem que buscan apuntalar el sector automotriz a partir de potenciar la inversión de 500 millones de dólares en la planta de Ferryera, destinada a la fabricación de un nuevo modelo que se lanzará a mediados de 2017.

La apuesta de la empresa posicionará a Córdoba como una plaza fundamental en el marco del desarrollo de una nueva plataforma modular en la planta local que contará con la tecnología más avanzada en el sector automotriz.

Por su parte, el ministro de Inversión y Financiamiento, Ricardo Sosa, celebró la apuesta de Fiat en Córdoba y ponderó el aporte que la Provincia realiza al respecto. En relación a los ejes que articula la inversión, sostuvo: “Las dos patas fundamentales son, por un lado, la tecnología, signada por una robótica de último nivel y, por el otro, el impacto en las autopartistas que van a desarrollar una capacidad de producción nueva para Córdoba”.